Tipos de Ética

La ética es la rama de la filosofía que se encarga de las normas que rigen al ser humano, en cuanto a lo correcto e incorrecto. Si bien la ética y la moral cuentan con un significado primigenio común (ética proviene del vocablo griego “ethos”, costumbre o hábito, y moral proviene de la palabra latina “mos”, que quiere decir también costumbre), a lo largo del paso del tiempo han adquirido significantes distintos, haciendo de la ética una ciencia racional, científica y teórica, de aquello que es correcto o incorrecto, según los actos del hombre, relacionándose con el deber del individuo para con la sociedad.

La ética (también denominada como filosofía moral), es el estudio sistemático y lógico de los principios morales y de los valores, se ocupa de las normas de vida del ser humano, ya sean estas sociales, personales o universales, así como a las razones subyacentes a nuestros juicios sobre de si un comportamiento es correcto o erróneo. Se trata de una de las tres ramas principales que se desprenden del tronco de la filosofía, junto a la metafísica y la epistemología.

Es la fracción de la filosofía que se ocupa de cómo deberían de ser las cosas, conforme a los valores (morales), es decir, la ética es el estudio de los valores morales, ocupándose de la actitud que tomamos como seres libres, racionales y pensantes, en cuanto a nuestras acciones basándonos en los valores y creencias que poseemos, a manera de una “guía” o teoría filosófica de cómo debemos vivir y actuar, preocupándose de los principios básicos para la organización de la vida diaria, en cuanto a aquello que es correcto o incorrecto, lo bueno y lo malo, desde el punto de vista de la reflexión filosófica y las reglas de conducta, aplicables en la convivencia con los demás individuos de la sociedad en la que coexistimos.

Se suele hablar de ética, según el ámbito profesional en el cual se desarrollen las conductas de la persona, es decir, se habla de una conducta ética, en cuanto a la cualidad y apego de los valores morales/éticos profesionales, que usa la persona, en el desempeño de sus labores profesionales, como por ejemplo el apego a la legalidad en el caso de un juez, el apego a las normas y leyes, etc.

Ética, bien y mal

La ética es la rama de la filosofía que se encarga de las normas que rigen al ser humano, es la denominada filosofía moral, que se encarga del estudio de aquello que es correcto o incorrecto, bueno o malo, y que se relaciona con los deberes que tenemos lis individuos, por ejemplo en el desempeño de una profesión, acorde con los valores morales que guían el conducir de la persona en el desempeño de tal o cual labor o función en una profesión cualquiera.

Principales tipos de ética:

Meta ética.- Es la rama de la ética que se encarga del estudio de la naturaleza de la ética y del lenguaje moral, sus propiedades, juicios, actitudes y declaraciones.

Ética normativa.- Es aquella que se encarga del estudio de lo que los individuos deberían de pensar que es bueno o malo según los valores morales, es decir, se encarga del estudio que aquello que debería de ser y no de lo que es.

Ética aplicada.- Se trata de la aplicación “práctica” de la ética, en diversos ámbitos, como por ejemplo en los campos legal, empresarial, la medicina, la bioética, etc., es decir, se trata de la rama de la filosofía ética, que se encarga del estudio y aplicación de los valores éticos en la vida cotidiana en varios ámbitos abarcando entre otros, a todos los campos éticos del ámbito profesional, mismos que constituyen su campo de estudio.

Ética Religiosa.- Se trata de la ética que cuenta con grandes influencias de las ideas religiosas (ideas morales y valores religiosos). Se puede dividir en cuanto a la religión de la cual derivan los valores e ideas que inciden en ella, es el caso de la ética cristiana cuyo fundamento es la teología moral, “revelándose” en ellas los valores y fundamentos éticos, por medio de las denominadas “verdades reveladas”, en el caso de la ética cristiana, los fundamentos son valores que pretenden que la persona se conduzca conforme a lo que se considera correcto en base a los valores provenientes de los evangelios, realizando buenas obras en su haber diario, según lo dicta la religión. Por ejemplo según las enseñanzas de Jesucristo “has el bien al prójimo como a ti mismo”, “hacer buenas acciones para cosechar buenos frutos” y otras ideas y valores morales que se derivan de las escrituras o libros sagrados.

De la misma manera sucede con la ética en la que se plantean pensamientos y líneas de conducta provenientes de otras religiones, como la musulmana, la hindú, etc., muchas de ellas con bases en los valores implantados en sus libros sagrados como en el caso del Corán entre los musulmanes.

Ética Epicúrea.- Se trata de aquella que se basa en el pensamiento del filósofo Epicuro y de su seguidores, creencia de que aquello que produce placer es bueno, siendo que el placer es el propósito en la vida, entendiéndose de esto por un placer moderado y racional, que nos ayuda a conseguir una vida feliz. Por ejemplo al satisfacer las necesidades del cuerpo (pongamos por caso suministrándoles alimento), o de la mente eliminando las inquietudes y temores, siendo entonces una guía para nuestra vida diaria. Dentro de esta ética lo malo es aquello que nos produce dolor, ya se trate de algo físico o espiritual y mental. Para explicar un poco la satisfacción ética respecto al placer, según la ética epicúrea, pongamos por caso que es ético dar placer al cuerpo mediante la satisfacción de la necesidad de comer (por ejemplo con pan), y en cambio no es ético, que para dar placer al cuerpo y quitar el hambre se tuviera que utilizar de manjares exquisitos, sino solamente de aquello que se necesita para alimentar (dar placer) al cuerpo.

Ética Empírica.- Se le denomina de esta manera a aquella ética que se va formulando a partir de la experiencia y observación propias, en una oposición a la ética formal, que se basa en la idea o “máxima”, de que la bondad o maldad, se puede catalogar a partir de un rasgo meramente formal, como la posibilidad de que pueda ser universalizada. La ética empírica se desarrolla dentro de la filosofía kantiana, y esta se fundamenta en la idea que nace de la observación, que debería de realizarse de los hechos morales, de la forma en que se dan en la conducta real de los seres humanos, es decir, por medio de la experiencia adquirida tras la observación cotidiana.

Utilitarista.- Es aquella que determina o busca que la bondad de los actos que se realizan, se calcule en cuanto a la utilidad que estos representan, es decir, una acción es ética según este criterio, si dicha acción reporta un bien a un mayor número de personas, así como es ético utilitaristamente hablando, un acto que pudiera ser más “costoso” realizarlo o no, en relación a un mayor número de personas que sean afectadas, como se podría entender con el siguiente ejemplo: en una autobús lleno de pasajeros, que se queda sin frenos y no existiera posibilidad de frenar, quedando como únicas opciones dar vuelta hacia una dirección (izquierda) y atropellar a un niño o girar a la otra dirección (derecha) y atropellar a un grupo de niños, según este criterio, es ético decidir o permitir que se atropelle al niño que se encuentre en dirección izquierda, pues de esta manera se reducirían las víctimas, siendo una decisión ética “utilitaria” válida. Es decir, se trata del criterio ético que busca el máximo bienestar posible para un mayor número de personas, o en su caso el daño más pequeño.

Ética Cívica.- Se trata de aquella que busca que los comportamientos de los individuos, sean los “correctos” para el buen funcionamiento dentro de la sociedad en la que se vive, basándose en valores cívicos, como podrían ser el respeto a las instituciones, leyes y reglas, así como los derechos de los demás, para de esta manera obtener una convivencia social pacífica.

Ética aprobativa.- Se habla de ética aprobativa, cuando la persona se rige para sus actos, luego de la aprobación de alguien (una autoridad, que bien podría ser por ejemplo alguno de los padres u otra figura de autoridad), es decir, se trata de las ocasiones en que para la realización de un acto se solicita permiso a alguien.

Ética Estoica.- Se habla de aquella ética que se fundamenta en la filosofía estoica (vivir conforme a la ley de la naturaleza), adaptando la conducta a la naturaleza de la razón y las virtudes o valores de la prudencia, fortaleza, templanza y justicia, para que por medio de una conducta ética o virtuosa en todas las actividades, se logre la máxima virtud que es tener una vida libre de “pasiones”.

Ética Profesional.- Se trata de aquella que estudia la conducta y los valores dentro de la vida profesional. Se puede dividir en varios subtipos dependiendo de la profesión, como por ejemplo la ética médica (que cataloga como actos antiéticos que un médico mate de cualquier forma a sus pacientes), así como las éticas policiacas, jurídica, militar, docente, etc., que formulan los criterios éticos para la clasificación de actos buenos o malos, según valores como la honradez, lealtad, honor, fidelidad, etc., respecto a los actos que se realicen en el ámbito profesional del cual se esté tratando.

ESCRIBE UN COMENTARIO